My favorite things 01x14

El domingo pasado terminó la primera mitad de 2019 y, como me conozco y sé que en diciembre haré una lista (varias, probablemente) con mis cosas favoritas del año, he decidido ir adelantando trabajo y elegir primero mis favoritas de estos seis meses.

En la lista hay algunas omisiones notables. Me puse como criterio elegir únicamente cosas publicadas en 2019, así que se quedan fuera otras que he escuchado, visto o leído en 2019 y me han encantado… pero que son de otros años: Souldier (Jain), Over the Garden Wall o la trilogía Mistborn de Brandon Sanderson, por ejemplo.

Así que allá van, con ese criterio y en riguroso orden alfabético, mis 16 cosas favoritas de la primera mitad del año:


🎵 Age of Unreason (Bad Religion)

Cuanto más lo escucho, más convencido estoy de que Age of Unreason es, como poco, el segundo mejor disco de la época moderna de Bad Religion (detrás, si acaso, de The Process of Belief). Y no es poco.

🎮 Cadence of Hyrule (Nintendo Switch)

Contando los días hasta que salga oficialmente la banda sonora y pueda escucharla hasta desgastarla como hice (¡como hago!) con la del Crypt of the Necrodancer.

🎵 Contradicshun (Megson)

Un disco de folk precioso, que además empieza con una canción que se ha convertido en una de mis favoritas de siempre:

📺 Dead to me (Netflix)

No sé cómo se las van a apañar en la segunda temporada para mantener el ritmo de sorpresas por capítulo de la primera… pero si consiguen hacerla igual de entretenida, me vale.

📺 Fleabag (Prime Video)

Ya he visto Fleabag completa dos veces, y la segunda vez es todavía mejor, si cabe. ¡Ved Fleabag! (bye, Claire! 👋)

📺 Fosse/Verdon (HBO)

Para sorpresa de nadie, parece que Lin-Manuel Miranda *también* es un gran productor.

📺 Good Omens (Prime Video)

Este pequeño vídeo que publicó Amazon hace unos días explica a la perfección por qué Good Omens ha acabado siendo tan maravillosa y tan fiel al libro:

Y además, Neil Gaiman cuenta que uno de mis momentos favoritos (tanto de la serie como del libro) fue cosa de Terry Pratchett, y me encanta:

“The International Express man couldn’t understand it. I mean, in the old days, and it wasn’t that long ago really, there had been an angler every dozen yards along the bank; children had played there; courting couples had come to listen to the splish and gurgle of the river, and to hold hands, and to get all lovey-dovey in the Sussex sunset. He’d done that with Maud, his missus, before they were married. They’d come here to spoon and, on one memorable occasion, fork.”

Speak his name.

📺 Killing Eve (HBO)

Mi cosa favorita del año no sé cuál será, pero que mi persona favorita del año va a ser Phoebe Waller-Bridge casi ni cotiza. En Killing Eve no sale (¿todavía?), “sólo” hace prácticamente todo lo demás… y muy bien, porque Killing Eve es fantástica.

📖 Malaherba (Manuel Jabois)

Sé que me repito mucho, pero qué bien y qué bonito escribe Jabois.

🎵 Omoiyari (Kishi Bashi)

Kishi Bashi es uno de esos artistas a los que llegué de casualidad gracias a Spotify y que poco a poco ha ido haciéndose un hueco entre los que más he escuchado este año. Y Omoiyari es una maravilla de disco.

🎮 Risk of Rain 2 (Steam)

No estaba nada convencido del paso de Risk of Rain al 3D, y tardó menos de cinco minutos en hacerme ver lo equivocado que estaba.

📺 Russian Doll (Netflix)

Todavía me sorprendo a mí mismo cantando Gotta get up de vez en cuando.

📺 Tuca & Bertie (Netflix)

Decía cuando hablé de ella después de ver la primera mitad de la temporada que Tuca & Bertie no te dejaba hecho polvo como BoJack Horseman. Y, bueno, quizás no TAN hecho polvo, porque BoJack pone el listón altístimo… pero probablemente debería haberme esperado a ver la temporada entera antes de hablar.

📖 vida en martes (Beatriz Sevilla)

Después de dos semanas retrasando el momento, esta semana ya no me ha quedado más remedio que terminarlo. Pero seguro que volveré a leerlo. Y varias veces, añado.

📺 Whiskey Cavalier (Movistar+)

¿La cancelación que peor me ha sentado este año? Probablemente.

📺 Years and Years (HBO)

Dejé de ver Black Mirror muy pronto porque hubo un par de capítulos que me dejaron un mal cuerpo terrible, y pasarlo un poquito mal con una serie bueno está, pero tampoco es eso.

Empecé a ver Years & Years esperándome simplemente una serie sobre “una familia de Manchester cuyas vidas convergen en una noche de 2019”.

Y, bueno… lo del caldo y las tres tazas.